Español  Portugues  EnglishAgregar a Favoritos   
Artículos -> Enfermedades de los cactus (parte 1)

Enfermedades de los cactus (parte 1)

ENFERMEDADES DE LOS CACTUS, (1ª PARTE)

Si aparecen hongos en algunos cactus, por ejemplo: marchas color herrumbre, en la epidermis (piel, superficie) de la planta ¿qué puedo hacer?
Eso es, probablemente, Antracnosis: un hongo que ataca los cactus y hasta puede matarlos con el tiempo. Se debe usar un producto de amplio espectro contra los hongos: un fungicida (de preferencia que sea sistémico y de contacto a la vez), que actúe sobre la Antracnosis (en las Agropecuarias, semillerías, algunas florerías o casas de productos para el agro y/o el jardín, puede usted comprar el fungicida). Se deben seguir las instrucciones del envase (normalmente se trata de un polvo o un líquido espeso a disolver en agua, aplicando el producto con un fumigador/spray, primero semanalmente, como curativo, y luego quincenalmente, como preventivo)


Si algunos cactus se pudren, qué puedo hacer para evitarlo o prevenirlo?
Un conjunto de hongos son los causantes de eso (Botrytis, Phitophtora, Monilia, entre otros). Se debe usar un producto contra los hongos (que sea preferentemente sistémico y de contacto al mismo tiempo), como preventivo. Buscar un producto que sea específico para esos hongos(por ejemplo: contra Botrytis, Monilia y Phytophtora), que son sumamente dañinos . Generalmente, es mejor desechar (eliminar) la planta enferma y la tierra de la maceta que la contiene. Algunas veces, en el caso de los cactus columnares o colgantes, puede salvarse la parte sana de la planta, cortando el sector enfermo de los tallos de la planta. Se deja cicatrizar un par de semanas el (o los) corte(s) sano(s), plantándolos nuevamente, luego de la cicatrización, y dejándolos enraizar. Obtendremos con el tiempo una nueva planta a partir del esqueje.


a) Botrytis atacando un almácigo de cactus. b) Cactus atacado por Phytophtora infestans

¿Cómo prevenir la aparición de hongos?
Para prevenir la aparición de hongos, se deben tener las plantas con la luz solar suficiente, con un sustrato bien drenado y poroso, y, muy importante: evitando riegos excesivos (vea nuestro artículo sobre riego de los cactus). Otro factor muy importante: tenga las plantas en un lugar bien ventilado y aireado. Si usted tiene las plantas en un invernáculo, siempre deje que circule aire en su interior, al menos durante el día, eso prevendrá la aparición de hongos que son, por lejos, los principales enemigos de los cactus, ya que pueden matarlos en relativamente poco tiempo o les dejan marcas en la piel que afean la planta.
Una sugerencia: usando una mezcla de Captan y Benomil (dos fungicidas bien conocidos) es normalmente suficiente para prevenir la aparición de la mayoría de los hongos que pudren o afean los cactus.


Mis cactus tienen unas manchitas algodonosas, y otras 'como si el cactus tuviera caspa que lo va cubriendo', ¿Qué es lo que pasa?
Lo más probable es que se trate de cochinillas, que son insectos que chupan la savia de los cactus. Se combaten con los insecticidas específicos para cochinillas (supratión, supracid, etc.). Es de mucha utilidad usar estos insecticidas mezclados con aceite mineral, el que es utilísimo para combatir cochinillas y es, además, de baja toxicidad para todos los demás insectos benéficos (abejas, avispas, etc.). Cuando se tienen pocos cactus, basta con un isopo con alcohol para combatir estos molestos visitantes.

Precauciones: aceite mineral vs. Fungicidas.
Importante: Nunca puede usarse simultáneamente el aceite mineral (insecticida oleoso soluble para cochinillas) junto con fungicidas, ya que, por un lado produce la precipitación del fungicida, eliminando la emulsión/suspensión que hace posible que el fungicida esté ‘disuelto’ en el agua y, por otra parte, el aceite mineral crea una capa oleosa sobre la superficie de la planta, impidiendo la adecuada adherencia del fungicida a la epidermis de la planta. Además, el aceite crea una capa que dificulta el intercambio de gases y la evapotranspiración en la epidermis de la planta, lo que potencia las posibilidades de expansión del hongo, que ‘tendría a su favor’ este factor para atacar más a fondo a la planta enferma. Siempre debe dejarse actuar al menos dos semanas un fungicida antes de aplicar aceite mineral, y viceversa.